¿Sexo = Orgasmo?

¡Buenas tardes, queridos lectores! Hace algunos días hablaba con amigas sobre sexo y la mayoría de ellas me dijeron que ya habían simulado orgasmos o que lo simulaban con frecuencia. Ese artículo va dirigido a la reflexión sobre esa practica que seguramente dificulta la vivencia de nuestra sexualidad de un modo placentero y sano. Si pensamos nuestras relaciones sexuales únicamente con la finalidad de obtención de orgasmo, estaremos excluyendo el hecho de que el sexo es distinto para cada persona y que muchas veces podemos pasarlo bien sin necesariamente llegar al orgasmo. En realidad, la obstinación por el orgasmo es lo que puede interferir que pasemos un buen momento. Tener un orgasmo implica una serie de factores y no llegar a ello no indica que la relación no haya sido buena. En realidad, las relaciones suelen ser placenteras cuanto más comunicación tengan los individuos involucrados. O sea, tener la libertad y intimidad para decir tanto lo que le gusta en el sexo como también que no ha llegado. El hecho de no tener orgasmo no indica que no se ha disfrutado.

La “necesidad orgásmica” puede hacer con que no disfrutemos de la situación. Chicos y chicas presionados a no fallar, a no eyacular o presionándose para hacerlo. ¿Cuál el sentido de eso? ¿Quién ha dicho que sexo es igual a orgasmo? Reflexionemos y no olvidemos, si estamos para tener relaciones sexuales es para pasarlo bien, así que disfrutemos ¡sexo sin orgasmo también es bueno!

Escrito por Vincius Jobim Fischer

Licenciado en Psicología, PUCRS-Brasil. Máster en Ciencias de la Sexología, UAL, España.

Valora este artículo

Puntuación de 4.4 con un total de 8 votos.

Share This:

encuesta de sexualidad

One Comment to ¿Sexo = Orgasmo?

  1. Cecilia dice:

    Yo lo he pensado muchas veces, pero la verdad es que si tu parea no se corre, te quedas un poco mal 🙁 Como si hubieses hecho algo mal, o como si ya no le pusieses.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.